En paz

En paz

Que la paz sea contigo, en cuanto leas este poema de Amado Nervo, aunque ya lo conozcas.

«Muy cerca de mi ocaso, yo te bendigo, vida,
porque nunca me diste ni esperanza fallida,
ni trabajos injustos, ni pena inmerecida;

porque veo al final de mi rudo camino
que yo fui el arquitecto de mi propio destino;

que si extraje las mieles o la hiel de las cosas,
fue porque en ellas puse hiel o mieles sabrosas;
cuando planté rosales, coseché siempre rosas.

…Cierto, a mis lozanías va a seguir el invierno;
mas tú no me dijiste que mayo fuese eterno.

Hallé sin duda largas las noches de mis penas;
mas no me prometiste tan solo noches buenas;
y en cambio tuve algunas santamente serenas…

Amé, fui amado, el sol acarició mi faz.
Vida, nada me debes. Vida, estamos en paz!»

—Amado Nervo.

Este poema, me dejó inmóvil, sobre las nubes. Y ahí vuelvo cada vez que lo leo.

Gracias por estar.

Arte: Dorina Costras.

Entradas Sugeridas

2 COMENTARIOS

  1. septiembre 01, 2016 07:54 Responder

    Definitivamente en paz, saludos Vivi

  2. Cristina
    septiembre 05, 2016 23:19 Responder

    . Con este poema viajé en el tiempo. Siempre me ha conmovido profundamente. Hoy nuevamente . Estoy en paz. Gracias Vivi!! Un abrazo!

Deja tu comentario. Adoro leerte.

Facebook
Facebook
YouTube
YouTube
Instagram
RSS