Los secretos que guarda tu nombre

Los secretos que guarda tu nombre

Hace algún tiempo me llegó este hermoso correo electrónico:

Hola Vivi, quiero compartir contigo una experiencia recién vivida. Resulta que suelo contarle de tus trabajos y meditaciones a una amiga, compañera de camino, con quien estoy preparando unas charlas, y en este mes por ser mes de vacaciones escolares acá en Venezuela me ha acompañado a algunas reuniones mi hija Valentina que tiene 3 años. Resulta que hoy desde horas de la tarde no ha parado de repetir tu nombre!. Haciendo cualquier cosa, caminando, jugando, repite a manera de canción: Vivi Cervera! Vivi Cervera! Vivi Cervera!. La escuche con grato asombro sin hacer ningún comentario al respecto.

Al finalizar el día cuando la preparaba para dormir me dijo: Mamá quiero un disfraz de Vivi Cervera! Jajajaja, reí! sentí alegría por lo que sea que haya querido decirme.
Feliz noche y gracias por este espacio para compartir.
Un abrazo de almas.
Lisette Leon (Venezuela)

Pues no alcanzas a imaginar cuánto me reí. Imaginé a Valentina cantando mi nombre y pidiendo un disfraz de mí!!! jajajaja. Esto me hizo el día. Recordarlo me sigue haciendo reír. De hecho, ella inspira este texto que habla sobre la importancia del nombre propio. Leyendo al maestro Alejandro Jodorowsky aprendí que el nombre propio con sus apellidos contiene la clave de la existencia, los secretos de la curación. Con todo esto comprendo que el nombre propio es una especie de pista sobre lo que necesitamos mejorar, dejar marchar o impulsar aún más.

El nombre que consciente o inconscientemente te pusieron tus padres o las personas que se encargaron de ello, tiene mucho que ver con la historia de tu familia, con resaltar las heridas emocionales sufridas de manera individual o colectiva, también tiene que ver con el nivel espiritual, capacidades o dones del ser humano, también tiene que ver con la esperanza de un cambio, con la promesa de que el ser que ha llegado al mundo hará la diferencia y que esa diferencia reparará las rupturas sufridas por el alma familiar. El alma que involucra a por lo menos 4 generaciones hacia atrás. El alma que eres tú.

Esto puede hacerse fácilmente, tú puedes comenzar a desglosar tu nombre en palabras cortas contenidas en el mismo para conocer cosas importantes sobre tu familia, o sobre ti. A la hora de sanar por medio de las palabras, la ortografía correcta no es tan importante como lo que el sonido de la palabra representa para ti. Suelta las creencias para hacer esto. Abrete un poco más a lo diferente. Y al descubrirte no temas ser quien eres. Estoy segura de que si buscas bien, en tu nombre hay deidades. De más está decirte, que si encuentras palabras poco deseadas, tampoco te sugestiones. Esto es más que nada un ejercicio para divertirnos, mientras evaluamos aspectos tal vez escondidos de nuestro ser.

Te pongo como ejemplo algunos datos sobre mi nombre de pila:

Vivi Cervera.

Contiene claves importantes para mí y posiblemente para las personas con las cuales me relaciono. Con base en los significados de las palabras encontradas, hago cambios o permanezco siendo quien me gusta ser.

En él encuentras palabras como:

Rea: Según la mitología griega: madre de dioses (Deméter, Hades, Hera, Poseidón y Zeus)

Ver: Mirar. Observar. Presenciar. Entrar.

Vera: Orilla de un camino o de un río. (Estaré siempre a la vera de tus pasos).

Revive: Volver a vivir.

Rece: Ore.

Are: De arar. Arar la tierra. Trabajar. Y como sonido, «Are» puede interpretarse sin apegarse a la ortografía correcta, como «haré» del verbo hacer.

Recive: En este caso, sin apego a la ortografía correcta, hablamos del verbo recibir.

Cervir: Lo adapto al verbo servir.

Rei: del verbo reír. E incluso puede adaptarse a título de nobleza.

Viciar: Corromper a alguien. Adulterar algo.

Ice: En inglés, hielo. O hice del verbo hacer.

Vivir: Ser. Existir.

Recerva: Del verbo reservar. De reservada.

 

Finalmente resume una frase general: Vivi Cervera. Vivi el ser que ve a Ra (dios del sol. Director del colectivo pleyadiano).

En el caso de la nena que inspira este texto, su nombre completo: Valentina Isabella Rivas León.

Ahora observa: (V)alent(I)na Isabel R(I)(V)as León. En mayúsculas y entre paréntesis mi nombre: Vivi.

Y también las palabras: Vivir, valiente, sabe, lee, león, as, ría, no, eones, bella, tía, vive, sana, alienta, sol. Y más cosas bellas.

No sugiero nada a la hora de poner un nombre. Creo que para eso ya está el alma, que le dirá al oído a la persona correcta, cuál es el nombre que corregirá los errores del clan familiar.

Ahora soy yo la que quiere un disfraz de Valentina. O sea un sol.

No me cabe la menor duda de que ella y yo nos conocemos de antes. Quizás lo que su actitud dijo fue: «Qué alegría volver a encontrarnos una vez más». Y pues lo más probable es que nuestro nombre sea una llave para reconocernos y celebrar el reencuentro.

 

Me siento agradecida por ese correo electrónico.

Gracias Lissete. Un abrazo a todos.

Entradas Sugeridas

20 COMENTARIOS

  1. Rosa
    agosto 30, 2015 16:32 Responder

    Gracias Vivi. Yo nunca me habia sentido a gusto con mi nombre
    Hasta que un dia. Un señor, no se por que me dijo que que poderoso era
    Hasta ese momento lo acepte.

  2. paola
    agosto 30, 2015 19:17 Responder

    Me encantó lo relatado!!!! Vivi vení a visitar Argentina! !Besos y Abrazos

  3. Lisette
    septiembre 01, 2015 15:11 Responder

    Vivi gracias por esta experiencia tan maravillosa y excepcional que has compartido con nosotras! En nombre de mi hija Valentina y el mio Gracias! Un abrazo de Almas.

    • Vivi Cervera
      septiembre 03, 2015 07:56 Responder

      Gracias a ustedes Lisette y Valentina. Abrazos, besos. :)*

  4. Patricia
    septiembre 01, 2015 19:12 Responder

    Gracias Vivi, hermosa historia!

  5. Vivi Cervera
    septiembre 03, 2015 07:56 Responder

    Gracias por comentar amigas.

  6. NANCY
    septiembre 04, 2015 10:58 Responder

    QUISIERA SABER LOS SECRETOS QUE GUARDAN MI NOMBRE: NANCY NOGUERA DIAZ-GRANADOS

  7. Laura
    septiembre 07, 2015 13:56 Responder

    Curiosidad, de mi edad había muchas laura X una serie de televisión española

  8. Lu
    septiembre 08, 2015 08:04 Responder

    Viví es buscar en mi nombre lo que me resuene? Gracias pues he sentido ganas de llorar,al leerte pues algo resonó en mi. Mi nombre no agrada. Gracias por permitirme saber mas y esa sea la luz para aceptame y seguir despertando en este camino bendiciones y un abrazo de lyz . María de Lourdes Escobar Morales

  9. Doris Amparán Araujo
    septiembre 12, 2015 07:51 Responder

    Vivi, me llena de alegría encontrarte en mis horas de contento, en las de confusión, en las de fuerza, en las de enojo, en las de energía y en las de cansancio. No deja de asombrarme cómo siempre encuentro en tus palabras, el ánimo que necesitan mis amigos. Bien lo dices… eres una experiencia holográfica perfecta. 😀 Gracias, te amo!

  10. Martha patricia
    octubre 16, 2015 09:18 Responder

    Gracias viví..hoy es la primera vez que se de ti.. Aunque me parece que hubiera escuchado de ti antes. Soy de colombia y me siento feliz de conocer las palabras mágicas. Y nunca digo mi primer nombre por qué siento que es de señora y así se llama mi madre y yo ya tengo 34 … Jajaja .. Hoy lo veo y siento bello

    • Vivi Cervera
      octubre 16, 2015 12:12 Responder

      jajajaja
      Gracias Martha.
      Bueno, es un gran nombre.
      Contiene el mar. Y el amar.
      Contiene a ha, el aliento divino.
      Y a Ra, el dios del sol.
      Y mucho más.

      Me alegra que hoy lo sintieras bello.
      🙂

  11. Maggie Flores
    octubre 16, 2015 21:31 Responder

    Querida Vivi, qué lindo mensaje! Fíjate que mi nombre nunca me ha gustado, yo siempre deseé que fuera más aristocrático, más original, menos un pleonasmo: Margarita Flores… ¡Y aquí en México hay muchas Margaritas Flores! Lo resolví hace relativamente poco; ahora cuando me preguntan mi nombre, respondo “Maggie Flores”; eso me gusta, me hace sentir apapachada, y lo confieso, menos ridícula. Pero me das la oportunidad de decirle a mi nombre: lo siento, perdóname, gracias, te amo. Y de encontrar en él al mar, a las flores, a Rama, un aria, tías, una tigra, risa, sátira, un sol… ¡Gracias! Vivo a diario con tus mensajes, tus enseñanzas, la sonrisa de tu foto y la paz que me despierta. Mil gracias.

    • Vivi Cervera
      octubre 17, 2015 13:35 Responder

      jajajajajaja Maggie me hiciste reír mucho!
      Entonces era un pleonasmo. Y ahora te sientes menos ridícula. Qué bien!!!
      Y amé todo lo que encontraste en él. Gracias.
      Muack!

  12. Susana Francisca Trimboli
    octubre 22, 2015 08:19 Responder

    querida Vivi cuanto de bello hay en todo lo que nos enseñas!!!!!!!!!!! quisiera pedirte que en algun momento que puedas pongas en tu facebook como debo hacer para dejar de fumar.Si pudieras guarme con la frase que debo utilizar seria muy felizzzzzz,estoy desorientada porque ya no encuentro como enfrentar esta adiccion .Lo siento,Perdon.Gracias Te amo.

  13. maria lucila cataño fernandez
    octubre 22, 2015 12:56 Responder

    Nunca me gustó mi nombre, mi madre quería colocarme ,Lucelly , pero mi padre y madrina optaton por Lucila , pasados 20 años, nació otra hermanita y, ya la colocaron lucelly ,, me tocó a mí resignarme , trate de cambiarlo y, no quiso el curita y, ya ,estoy resignada. Mil gracias, Vivi, por tu aporte valioso , me encanta este tema .

    • Vivi Cervera
      octubre 22, 2015 13:46 Responder

      Gracias María Lucila.
      Dicen algunos consteladores (constelaciones familiares), que quien pone el nombre de una persona, tiene poder sobre ella. Entonces, el nombre tiene que ver con un pasado que quizás no conocemos. Con saldar cuentas, corregir errores, pagar deudas, etc. En síntesis, el nombre que nos pusieron corrige algo.

  14. Vivi Cervera
    octubre 22, 2015 13:46 Responder

    Aprecio sus comentarios.
    Amo leerlos.
    Gracias.

  15. María del Mar
    octubre 26, 2015 05:44 Responder

    Me encanto este relato, gracias Vivi! Sobretodo me fascino porque siempre me he sentido feliz con mi nombre y mis apellidos y la forma como me identifico con ellos “María del Mar Ríos Rivera” todos relacionados con el agua. Amo el mar, contemplar un lago, caretear y observar la majestuosidad de todo lo que vive bajo el agua. Soy una pisciana hipersensible, amo cantar, la música me llena el alma… En fin… Estoy muy de acuerdo, no sé cómo funciona pero claro que el nombre si dice mucho de ti! Gracias Vivi por tus publicaciones. Namaste.

  16. Alejandra
    octubre 28, 2015 19:14 Responder

    Gracias por la nota q compartistes y sobre el “juego” de los nombres, me encanta. Mi nombre es Marcela Alejandra y se dio el caso q cuando entre en una etapa de conocer internet y un poco mas de mi empece a llamarme Alejandra, admito q Marcela no me gustaba. Luego de varios procesos q tuve como todo humano otra vez uni mis dos partes y volvi a llamarme Marcela Alejandra y mas cuando una sra me dijo q los dos nombres juntos sonaban a musica. Me lo crei y me lleno de alegria q asi fuera. Me llena de gozo el corazon leer lo q compartes.
    Lo siento, Perdon, Gracias, Te amo!!! Gracias, Gracias, Gracias!!! Te amo, Te amo, Te amo!!

Deja tu comentario. Adoro leerte.

Facebook
Facebook
YouTube
YouTube
Instagram
RSS